Un fantasma apareció en el Kenny Serracín la noche del adiós

David Chiriquí

Eran las 11:15 de la noche, caía el último out en el emblematico Estadio kenny Serracín, de inmediato un despliegue de fuegos artificiales, iluminaban una noche fría, llena de historia, llena de nostalgia ya que se jugaba el último partido en el viejo campo de pelota que desde este viernes empezó a ser demolido.

Fotos y más fotos, anécdotas y muchas historia, alguna que otra lagrima se confundían en los rostros de alegría y tristeza que rodeaban el estadio, y poco a poco fue quedando solo, quedando vacío para darle paso a una leyenda dentro y fuera del estadio el gran fantasma “Kiko” Serracín quien por última vez aparecía en el diamante para recordar viejos tiempos.

Pasada la media noche, “Kiko” se trasladó a los jardines acompañado de algunos familiares, cuando no se escuchaba más que la lluvia que anunciaba su llegada, y fue así donde el fantasma por última vez se apareció para decirle a adiós a la que ha sido su vida como el mismo relata.

Levantando las manos, y ya bajo la lluvia, como si el cielo llorara, aquella nostálgica despedida, Kiko caminó desde el jardín central hacia la caseta de visitante donde luego desapareció de nuestra mirada y seguramente llegó a su cuarto ubicado allí mismo en el estadio.

Así apareció el Fantasma Kiko Serracín por última vez para despedirse del viejo estadio kenny Serracín.