La Juventus no se rinde y le empata al Bayern

Juventus se sacudió un marcador adverso y terminó por empatar 2-2 frente al Bayern Munich, en el partido de ida de los octavos de final de la Champions League.

Desde el arranque del partido Juventus le cedió por completo la iniciativa a su adversario en turno y se dedicó a defenderse.

Fiel al estilo del técnico Pep Guardiola, Bayern de Múnich se apoderó del balón y a través de los costados intentó barrenar a la zaga del conjunto italino.

A tan sólo tres minutos del silbatazo inicial, el chileno Arturo Vidal puso a prueba los reflejos de Luigi Buffon a través un disparo que alcanzó ser desviado por el veterano guardameta.

En un nuevo arribo, Thomas Mueller desperdició una gran opción de anotar al recibir un servicio de frente a la portería que no pudo rematar de manera adecuada al 13 de acción.

La insistente presión del conjunto alemán sobre la “Juve” terminó por rendirle buenos dividendos a dos minutos de concluir el primer tiempo. Sami Khedira perdió un balón en el medio del campo y en una jugada plagada de velocidad, Arjen Robben ingresó al área del conjunto italiano por la banda derecha y desde ahí mandó un servicio cruzado hacia Douglas Costa, quien recentró al corazón del área, donde Tomas Muller fusiló al arquero Gianluigi Buffon para poner en ventaja al Bayern de Múnich y de pasó marcar su sexto gol en la Champions League.

Para el segundo tiempo y ante la necesidad de por lo menos alcanzar el empate, Massimiliano Allegri, técnico de la Juventus, modificó su accionar con el ingreso de Hernanes en lugar de Claudio Marchisio.

Aunque por momentos el conjunto italiano trató de sumarse al frente no logró pasar de su mediocampo ante el achique que le aplicó su rival.

En el minuto 55, Bayern marcó su segunda anotación a través de una gran jugada de Arjen Robben, quien se abrió paso dentro del área y con un disparo de zurda empujó el balón al fondo de la portería local.

Con la cómoda ventaja, el conjunto alemán se relajó y esto le costaría muy caro.

Al 62 de tiempo corrido, Paulo Dybala recibió un servicio filtrado que le permitió encarar al arquero Manuel Neuer para batirlo con un disparo.

Luego de gol, los jugadores de la Juventus adquirieron la confianza necesaria para ofender a un Bayern que se partió y al 76 de acción recibió un segundo tanto. Stefano Sturaro se encontró con un servicio filtrado de frente a la portería y cacheteó el balón para mandarlo al fondo de la red.

Vía: NBC Deportes